Vintage y shabby chic en Paris + ideas shopping!



Onírico, femenino, caprichoso y casual. Este apartamento parisino destila romanticismo por los cuatro costados, y un estilo tan relajado, tan lleno d´objets trouvés, de felices hallazgos, que resulta imposible no quedarse prendado en cada uno de sus rincones. Una mezcla de muebles heredados, de vintage, de sofisticado chic francés,.... la esencia del shabby chic con un punto canalla es el nido de Sophie Durufle, CEO de uno de los iconos parisinos de la moda, la firma Isabel Marant. 

El apartamento conserva todo el encanto de una construcción clásica del corazón del Paris histórico: techos altos, un fantástico parquet en espiga, una preciosa carpintería interior, molduras aquí y allá,... es de esos pisos que resultarían tremendamente bellos aun estando vacíos. El trabajo de Sophie fue convertirlo en lo que es, una casa con alma en la que su hija y ella disfrutan poniendo flores, cocinando y recibiendo amigos. Atención al estilismo de la chimenea del salón: negro, salmón, gris y blanco para las velas, y un derroche de candelabros y botellas de cristal para hacerlo único.


En efecto, la paleta de color que popularizó el shabby chic se encuentra en cada estancia de la casa: verde seco, tonos pasteles y mucho blanco. Se unen a ella el gusto por el vintage, que se muestra a través de piezas de mobiliario de diferentes épocas y, en definitiva, la mezcla de estilos. Rastros, mercadillos y brocantes completan el mix que demuestra que, en decoración, luchar por la personalidad de los espacios es la única lucha posible.










Es muy complicado conseguir una casa con un look "gabinete de curiosidades", que no sacrifique ni un ápice el bienestar y el confort. En decoración también nos estamos acostumbrando a la estandarización de mobiliario, de ideas y de las propuestas de las marcas más populares. Y luego están las otras, las que ofrecen mobiliario diferente, mucho más personal y único, como PIB Home, una firma francesa que tiene muchos puntos en común con la decoración de esta casa, porque comparten ese gusto por el detalle y por el mobiliario distinto, que muestra la personalidad de quien habita cada casa. ¿Queréis saber de qué os hablo? Os dejo con algunas propuestas de PIB Home. En su web podéis encontrar tanto estilo nórdico, como estilo vintage y estilo shabby chic, ¿no es fantástico? Porque en la mezcla está la clave!


1. Cómoda Boticario grande 2. Espejo Magellan 3. Sillón Grand Trianon. Todo, de PIB Home.

4. Silla cuero vintage 5. Espejo ventana 6. Letrero neón Joy. Todo, de PIB Home.

Imágenes: Milk Decoration.

Un lugar para trabajar


 


A estas alturas del año, el que no está de vacaciones está pensando en ellas y, quizá por eso, el título de este post suene, cuanto menos, poco atractivo. Pero, si el protagonista del mismo es un espacio como este, la cosa cambia. Blanco y negro en unas oficinas de techos altos y arte, mucho arte, el que ocupa casi toda la pared (y no es poca). El collage de fotografía no hace sino sumar dramatismo a un espacio que no tiene mucho más pero que seduce precisamente por eso. Se le añade algo de mobiliario sencillo y un par de consolas gemelas en cristal curvado, con el objetivo de no recargar en exceso la estancia. Inspiración a raudales para quienes tengan la suerte de trabajar en esta agencia de relaciones públicas de Sydney donde, evidentemente, la imagen es lo más importante. 









Imágenes

La perfecta carpintería interior


La cocina como protagonista. Es difícil arrebatarle el papel principal a las características propias de esta casa victoriana en Melbourne, pero a mi juicio estas han pasado a un segundo plano por detrás de la distribución de las estancias que consigue que la cocina sea el centro neurálgico de toda la casa. Y lo es sin estar separada del resto de habitaciones, muy lejos de las distribuciones de hace algunas décadas (y, seguro, de la distribución inicial que tenía). En el proyecto, de Hecker GuthrieUn cerramiento de cristal, los ingleses lo llamarían french doors, hace las veces de pared, sin el peso visual de aquella y permitiendo aislar la cocina cuando queremos que los olores no lleguen a todos los rincones de la casa. Me fascina este tipo de cerramientos, que por nuestras latitudes están haciendo muy famoso los chicos del estudio Egue y Seta. En definitiva, un favor consciente que se le hace a la luz natural para que entre, sin miedo, por toda la casa. 





La espectacular isla con encimera de basalto en azul refleja la estética de toda la casa y la inclinación del interiorismo por este tono, presente en mobiliario y en paredes. Una elección de colorido calmado, sosegado y tranquilo, aderezado por tiradores, apliques o lámparas en latón dorado.






Los materiales, una gozada: anchas lamas de madera en la zona de día, pavimento con motivos geométricos en la cocina, y un espectacular mármol en el baño. Como diría George Clooney, "What else?" ;-)









Terrazas a todo color

No sé a vosotros, pero a mí el verano me produce ansia. Ansia, porque sin querer resulta tan corto, que quiero aprovechar cada momento, y sobre todo vivir el exterior al máximo. Así que el post de hoy está dedicado a todos esos vividores que como yo, saben que lo bueno, si breve, dos veces bueno, que día que pasa, día que no vuelve,... y todos esos lugares comunes que no por comunes son menos ciertos.
Y, a momentos optimistas, espacios optimistas. Aquí va una selección de jardines, balcones, terrazas, patios y, en general, espacios de exterior, decorados a todo color. Perfectos para días brillantes! Ya sea por el color en el mobiliario (quizá hoy sea el día ideal para cambiar el color de esa mesa, ¿no te parece?) o por el color en los textiles, o en la vegetación o en las guirnaldas, en todos ellos la dosis de energía está asegurada.










Si tienes la suerte de contar con una terraza o un jardín, ¿te inclinas por los colores o eres más bien monocromático?

Imágenes

Mimbre, caña y esparto: mil usos en una misma casa


Auténtico, accesible, básico, fresco, genuino, sencillo y tradicional. El diccionario del mimbre tiene mil y un adjetivos, todos aplicables a un material que, además, es económico y en plena tendencia; si alguna vez se hizo mayor, sin dudarlo ahora podríamos decir que está viviendo una segunda y muy bien llevada juventud, a juzgar por todos los ambientes en los que nos encontramos con él. El mimbre, la caña, el esparto y su textura ruda y rústica lucen perfectamente en interiores sencillos, sin pretensiones (pero ojo, no por ello sin éxito decorativo).






En este apartamento en alquiler en Palma (propiedad de los dueños de la firma de decoración nórdica Tine K Home), el mimbre es protagonista absoluto, y toma forma en todo tipo de muebles auxiliares y en complementos de decoración. Toma nota, porque en estas imágenes vas a ver materiales naturales en mesas de centro, taburetes, pantallas de lámpara, cestas, mesitas, bandejas, cestos, alfombras e incluso en un moodboard para el recibidor. 





Si te gustan las pantallas de mimbre, no te compliques; con un portalámparas y una cesta puedes conseguir la lámpara ideal para tu espacio. Quedan perfectas en cualquier interior de estilo mediterráneo o rústico, en un apartamento de playa o en una cabaña de montaña, al final lo sencillo es lo que triunfa :-)


Este estilo, poco complicado y casi espartano, pero siempre con un twist de alegría mediterránea, es el que habrás visto en los restaurantes Saona en Valencia. Lo cierto es que es un interiorismo cuidado pero sin nada del otro mundo, con toques de color. Todo mezclado resulta en unos ambientes agradables para estar y para comer, exactamente igual que en este apartamento de Palma.







© Ministry of Deco | Diseño por Photonica